35 aprendizajes a los 35

Hoy cumplo 35 años: la fecha oficial en que tu valor como mujer decae un 90% porque tus ovarios, supuestamente, ya solo producen bolitas deformes como cagarrutas de cabra.

Yo personalmente me encuentro mejor que nunca en casi todo. Más cuerda, más contenta, más productiva y más serena. Más fuerte y en mejor forma. Con más arrugas, eso sí, y más pecas y manchas apareciendo en sitios insospechados, pero bueno; de momento, no me quejo de cumplir años.

No quedaban velas del 3 en el súper, así que tuvimos que usar binario.

He escrito una lista de 35 frases lapidarias que expresan la vida tal y como yo la veo y todo lo que la Humanidad debería respetar si yo fuera dictadora.

Algunas te gustarán y otras te cabrearán. Como dice mi amiga María: coge lo que te sirva y deja el resto.

  1. Todo lo que te ocurra puede interpretarse de forma favorable si piensas que después te servirá para dar charlas TED.
  2. El superpoder más rentable que puedes cultivar es la escritura persuasiva.
  3. Tener hijos es como tener dinero: más que cambiarte, multiplica lo que ya había antes.
  4. Elige siempre tener una buena pareja a tener una buena carrera profesional. Pregúntate quién de los dos quieres que te coja la mano cuando estés a punto de morir.
  5. Las críticas nunca dejan de doler, pero el dolor cada vez dura menos.
  6. Puedes lograrlo casi todo si iteras de forma inteligente durante el tempo suficiente (iterar= repetir cambiando lo que no funciona).
  7. Si escribes un comentario en Internet y sientes la necesidad de que sea anónimo, no te engañes: eres un troll.
  8. Las dietas bajas en calorías funcionan para perder grasa, y quien te diga que no, no sabe nada de culturismo natural. Otra cosa es que tengan efectos secundarios no deseados o  que nadie te haya enseñado a salir de ellas.
  9. Encontrar un buen fisio es complicado. Si lo logras, aférrate a él como un pequeño koala. Estos son los mejores fisios de Granada.
  10. No intentes que ganar dinero sea fácil, sino que sea divertido.
  11. Puedes hacerlo (casi) todo en la vida, pero no todo al mismo tiempo.
  12. Es duro asumir que algunos colores de ropa no te sientan bien (mostaza, hablo por ti) pero cuando lo logres, te liberarás.
  13. Lo importante no es construir una buena vida, sino reescribir una buena historia en torno a tu vida.
  14. Los errores con tus clientes no tienen por qué tener graves consecuencias si muestras siempre un extremo respeto y te esfuerzas por compensarles.
  15. El entrenamiento de fuerza te pone cañón, pero el cardio te pone de buen humor.
  16. Buscar la dieta perfecta puede ser un pozo sin fondo con más perjuicios que beneficios. Consigue la salud suficiente para hacer las cosas que quieras y después hazlas.
  17. Lo más importante para empezar por fin a avanzar en lo que elijas es dejar de racionalizar tus cambios de rumbo.
  18. Tu calidad de vida es, en la mayoría de los casos, directamente proporcional a la firmeza con que pones límites.
  19. Si no sabes por dónde empezar en esto del crecimiento personal, escribe un diario.
  20. Ve poco a poco diciendo adiós a los amigos que nunca tienen tiempo para quedar y enfoca esa energía en los que siempre están ahí.
  21. Lo que no haces determina tu vida tanto como lo que haces.
  22. Puedes llevar tu negocio sin tener redes sociales. De hecho, te hará intrigante y misterioso.
  23. Casi todo tiene una explicación más razonable y más sencilla de la que te imaginas. Pregunta más y habla menos.
  24. Un divorcio afecta a los hijos (y nietos) durante toda su vida. No digo que sea razón suficiente para no divorciarse, pero sí una muy importante.
  25. La confianza de tus clientes y lectores es el mayor activo de tu negocio. Cuídala en cada pequeño gesto.
  26. Confrontar a alguien o hacerle una crítica constructiva es un regalo que le haces a expensas de tu tranquilidad mental. Hazlo solo si crees que al otro va a servirle.
  27. No hay masajes demasiado largos ni pasteles con demasiado cacao.
  28. Dejar el alcohol es una forma simple y poderosa de crecer como persona. No solo por los efectos que tendrá en ti, sino en la forma en que verás a los demás.
  29. Si eres un buen profesional, tus clientes te necesitan a ti mucho más que tú a ellos (hay un solo tú y millones de clientes potenciales). Incorpora esto en tu actitud y todo irá mejor.
  30. Pintarse las uñas es la manera más barata y rápida que conozco de animarse. Los azules funcionan especialmente bien.
  31. Nada supera a los libros en relación coste-beneficio, así que piénsalo muy mucho antes de decir que un libro es caro.
  32. Si todo parece ir bien pero sigues sin ser feliz, prueba a enfocarte más en tus relaciones o a incluir más juego en tu vida.
  33. Madurar consiste en estar cada vez menos seguro de casi todo pero más seguro de algunas cosas.
  34. No digas que no tienes tiempo si no has pasado al menos dos semanas registrando al detalle cómo lo empleas.
  35. Es mentira que la fertilidad de las mujeres decaiga bruscamente a los 35. Sucede más bien a los 38.

¿TE HA GUSTADO?
Tengo más.

Suscríbete para recibir el micro-ebook Por qué te crees tus excusas (y cómo dejar de hacerlo)

Además, mando un mail TODOS LOS DÍAS sobre pasar a la acción con la ayuda de la psicología. En cada uno ofrezco mis cursos y servicios. Si te cansas, te puedes dar de baja en dos clics.

Importante: en mi mail DIARIO ofrezco CADA DÍA mis productos y servicios. Si esto te supone un problema, no te suscribas.

Para cumplir con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos) es necesario que leas y aceptes la política de protección de datos de la web. Tus datos serán almacenados en ConvertKit, un proveedor de email marketing que también cumple con el RGPD.

44 comentarios
44 comentarios
  1. Puri mayo 10, 2020

    Bra-vi-ssi-ma Marina!!!

    Aprovechemos pues para felicitarte… No solo por tu cumple, sino por este maravilloso proyecto que tienes. Viva tú!

    Responder
  2. Aida mayo 10, 2020

    Felicidades Marina, me ha encantado el post. Muy inspirador / realista, como siempre. GRACIAS

    Responder
  3. Ester mayo 10, 2020

    Desde luego que lo de cuidar la confianza de tus lectores cuidando los detalles lo has aplicado a la perfección. Gracias por el mimo con el que haces las cosas, disfruto mogollón de casi todo lo que haces cursos, boletines, post…
    Felicidades!

    Responder
  4. Reina mayo 10, 2020

    Felicísimo día Marina. Y felicísimo para mí tb por haberte encontrado. Soy nueva en tu newsletter y me encanta. Hay pocas personas que te hagan pensar-reír-crecer todo al mismo tiempo. Sigue así campeona, contigo la carrera de la vida me va a ser mucho más llevadera.

    Responder
  5. Miyuki mayo 10, 2020

    Me han encantado todos los puntos! En verdad debería haberme imaginado que me iba a encantar el post porque todo lo que escribes me gusta, pero aún así me ha sorprendido gratamente.
    Que los 35 te sigan sentando tan bien.

    Responder
    • Sagra mayo 10, 2020

      Marina siempre nos sorprende

      Responder
  6. Natalia mayo 10, 2020

    Buenos aprendizajes! Me han gustado mucho. Tomo nota de algunos 🙂
    Espero que hayas tenido un estupendo día!
    A mi me toca en 7 días, pero un número menos que tú.

    Responder
  7. emepez mayo 10, 2020

    Felicidades!!! Deseosa de saber qué escribirás a los cuarenta.

    Responder
  8. Angela mayo 10, 2020

    Feliz cumple! Me ha gustado sobre todo el punto 4. Un abrazo y sigue así de chevere.

    Responder
  9. Lorena mayo 10, 2020

    Muchísimas felicidades!!!
    grandes enseñanzas, tomo nota, que yo estoy a escasos 2 meses de cumplir 34. Espero que hayas tenido un gran cumpleaños y que este año que comienzas sea mejor que el anterior y peor que el siguiente.

    Responder
  10. Mercè mayo 10, 2020

    Marina cuanto sabes hija! Ya te digo siempre que tú no eres de este planeta, viniste con todas las APP instaladas ?. Sigue escribiendo pero no te esfuerces mucho, sólo recogiendo lo que nos mandas siempre daría para un buen ensayo. Por muchos años más! no quiero ni saber lo que serás con 50, marilistisabionda

    Responder
  11. Marta Barrena mayo 10, 2020

    Muy felices 35!
    Me ha encantado este post. Para mi la mejor forma de celebrar también es compartir.
    Espero que hayas pasado muy buen día y poder seguir leyéndote por lo menos hasta los 100 y pico! (O hasta que se acabe interné)

    Un abrazo grande!

    Marta

    Responder
  12. Violeta mayo 11, 2020

    Grandiosa, Marina. Como siempre 🙂

    Muchas felicidades. Mejor te lo pongo por aquí para no agobiar con el e-mail.

    Voy a aplicar el punto 30, a ver qué pasa. Me ha hecho muchísima gracia 🙂

    Responder
  13. Cris mayo 11, 2020

    Muchas felicidades Marina! Qué estupendo llegar a los 35 con tantas cosas claras 😀
    En desacuerdo con punto 24, eso sí. Una de las cosas que yo he aprendido (yo cumplo este mes 10 años más que tú) es que la mayoría de la gente que se divorcia lo hace después de un tortuoso y largo camino, muy meditado. Y que un buen divorcio multiplica la felicidad de los implicados, incluidos hijos y nietos, y ya si comparamos con un mal matrimonio, se multiplica por 10.

    Celebra mucho y gracias por los briconsejos 🙂

    Responder
    • Marina mayo 11, 2020

      Es un tema en el que me encantaría estar de acuerdo contigo, Cris, así que apreciaría cualquier material (artículos, entrevistas, anécdotas personales; lo que sea) que vaya en la dirección de que a) la mayoría de los divorcios son buenos divorcios y b) los hijos prefieren un divorcio e ir de casa en casa antes que a sus padres conviviendo de forma civilizada y cordial aunque ya no estén enamorados.

      No hablo de que un divorcio sea preferible a una alta conflictividad; eso creo que es obvio. Hablo de divorcios vs convivencia civilizada sin amor.

      Si tú eres hija de divorciados y tu experiencia es que estás mejor con tus padres divorciados que si hubieran seguido juntos de forma no conflictiva, también me encantará conocerla.

      Un abrazo y gracias por contribuir.

      Responder
      • Maria mayo 11, 2020

        Convivencia civilizada sin amor? Y eso es justo para los padres? Que pasará cuando uno se enamore de otra persona? Renunciar para siempre al amor? O la nueva persona tendrá que aceptar que su pareja viva con su ex para cuidar a los hijos? En serio estás planteando esto como algo bueno o siquiera posible? Cuando además la mayoría de las veces no es una decisión consensuada, sino que a uno de los miembros se le acaba el amor y al otro no. Normalmente me parecen muy razonables tus post y planteamientos, pero esta idea tuya me ha dejado loquísima…

        Responder
        • Marina mayo 11, 2020

          Entiendo que te sorprenda, María, pero sería aburridísimo esto si siempre estuviéramos todos de acuerdo, ¿no?

          Personalmente creo que si dos adultos que en su momento estuvieron enamorados y que no tienen un alto nivel de conflicto se lo propusieran, podrían conseguir unos niveles de satisfacción muy razonables en su pareja.

          No me parece una idea demasiado loca. Al menos, no si da la oportunidad a sus hijos de que disfruten, literalmente, del doble de tiempo con cada uno de sus padres toda su vida.

          Pero entiendo que no todo el mundo esté de acuerdo y, de hecho, me parece positivo.

          ¡Un abrazo!

          Responder
      • Verónica mayo 11, 2020

        Mi experiencia es de hija de divorciados que preferiría que se hubieran divorciado mucho antes.

        Aunque os hayáis liado con los comentarios entiendo que la idea básica es de puro sentido común: si hay discusiones y entorno difícil por supuesto que es mejor el divorcio; si pueden convivir de manera civilizada pero sin amor, mejor evitar (o al menos plantearse evitar) el divorcio porque tiene muchos efectos para los hijos.

        Esto último se podría discutir en mi opinión. Por una parte, qué ejemplo das si aguantas y no eres feliz, solo por evitarles la incomodidad, la cual en su propia vida de adultos no podrán evitar. Pero por otra parte teniendo en cuenta los efectos adversos para ellos podría ser coherente planteárselo… Sinceramente no sé qué es mejor / peor.

        A lo que voy es a que tratais casos tan diferentes en torno al divorcio… que según el caso todos los puntos de vista tienen sentido.

        Desde mi punto de vista lo habitual es que haya discusiones, agresividad, mucha o poca (aunque sé que mi caso de ambiente muy estresante y hostil no es generalizable, por lo que he escuchado en mayor o menor medida cuando dos personas no son felices, discuten por muy educadamente que lo hagan o por mucho que se escondan (hablo en el mejor de los casos) y los hijos perciben que no hay buen ambiente, quitando excepciones).

        En mi opinión el divorcio, por lo general, no tendría que postergarse… Y sin embargo, repito, dependerá del caso. En algunos casos el problema será el haberlo postergado tanto y en otros el no haber aguantado más. No creo que se pueda generalizar sobre esto, solo dar opiniones basadas en las experiencias y conocimientos de cada uno.

        Responder
        • Marina mayo 11, 2020

          Gracias por aportar, Verónica.

          Puede verse como dar ejemplo de aguantar sin ser feliz o como dar ejemplo de luchar por un compromiso y hacer esfuerzos por la gente a la que quieres. A mí ese me parecería un gran mensaje que dar a mi hija.

          Sobre todo, lo que veo importante es que no creo que la disyuntiva esté entre «fastidiarse y aguantar en un ambiente horrible» o «irse y ser felices forever». Creo que trabajando en la pareja, se puede conseguir mucho más de lo que la gente piensa.

          Por supuesto, como tú dices, hay que mirar caso por caso y no se puede generalizar. Sin embargo, creo que en los últimos años el divorcio se ha normalizado tanto, y la idea de «los hijos son felices si los padres son felices» está tan arraigada que me parece positivo abrir debates como estos que la pongan en tela de juicio. Creo que son más datos para que las parejas tomen decisiones y eso siempre es bueno.

          ¡Un abrazo!

          Responder
          • Verónica mayo 13, 2020

            Entiendo tu postura del compromiso, por eso decía que según como se mire… No se puede generalizar, sin duda.

            Claro que trabajando en la pareja se podría conseguir mucho, pero hay que partir de que eso no está en la mano de nadie más que de ellos así que esa me parece una visión muy idealista. Y si se llevasen muy bien mejor, y si se amasen mejor aún jajaja. Pero creo que se trata de ponerse en las situaciones típicas: llevarse a matar, pelarse por mil cosas (eso sin añadir problemas extra como pasaba con mis padres, agresividad por un lado y enfermedad mental por el otro) y no pedir ayuda.

            La perspectiva del niño indefenso sería que tiene unos padres que no razonan y por tanto más valdría que estuvieran separados. Ahora bien, si razonan y piden ayuda mejor, sin duda. En mi opinión, si después de haberlo intentado no son felices, tampoco me parece lo más idóneo aguantar por compromiso pues uno tiene derecho a estar con quien ama y no pierde este derecho por tener un hijo. Aunque entiendo tu postura y es verdad que está mal rendirse a la primera de cambio como muchos hacen ahora. Entiendo 100% a lo que te refieres, claro yo al opinar parto desde mi experiencia, no la de hija de las típicas parejas que actualmente se separan sin más.

            En mi caso personal, mi padre aguantó por mi hasta que le resultó insoportable (en plena adolescencia mía). Eso también es otro punto a tener en cuenta, que igual uno se cree muy con el control decidiendo que se compromete a algo… pero sinceramente una decisión así no me parece que se pueda mantener en el tiempo y te arriesgas a hacerlo de la peor de las maneras y en el peor momento. Aún así solo deseé que hubiera ocurrido antes. Por eso por mi experiencia sé lo dañino que resulta el aguantar por los hijos. Pero entiendo que ninguna opción es perfecta ni mucho menos generalizable…

            Un abrazo!

      • Cris mayo 11, 2020

        Divorcios de convivencia civilizada sin amor… hmmm
        Yo soy hija de padre divorciados, y madre de 2 niños divorciada, tengo experiencia práctica en el tema. Además por mi edad, numerosos amigos están en mi caso.

        En mi experiencia, la amplísima mayoría de la gente no se divorcia porque «se le acabó el amor». Sino que aguantas carros y carretas en una convivencia que acaba siendo tóxica,donde tus hijos aprenden modelos tóxicos de amor, y cuando son mayores no saben reconocer un amor sano ni aunque les muerda en la nariz.

        Quizá los ricos y famosos si se separen porque se les «acabe el amor». Pero la gente normal, por miedos, apegos, más miedo, el mejor solo que mal acompañado, la presión social, familiar, lo que su mente les dice «a dónde voy a ir sola/o? quién me va a querer a mí?» y la dificultad económica, llegan hasta el límite chungo antes de tomar la decisión probablemente más difícil de su vida, creéme. Cuando llegas a ese punto estás extenuada, de mierda hasta el cuello, absolutamente infeliz y desolada por la expectativa rota.

        Quizá siendo madre joven, estando enamorada y con un amor sano y no tóxico es fácil verlo como tú lo ves, porque te imaginas que si un día «se os rompe el amor» (siento repetirlo todo el rato, pero me hace mucha gracia) conviviréis como buenos colegas.
        Pero eso sí es una utopía.

        Mis hijos son muy felices, no lo digo solo yo. Tienen familias por duplicado, y aunque entre su padre y yo no quede ni amistad, y nuestra relación al final fuera más allá aún de lo tóxico, ambos queremos lo mejor para nuestros hijos y ya está.

        Artículos hay mil, estudios seguro que también, pero la verdad, yo me separé ya hace 7 años y no estoy actualizada.

        Lo que sí te digo de corazón es que el peor consejo que se le puede dar a alguien que sufre por un mal matrimonio es que «aguante por los hijos».

        Oye, que si yo hubiera sido tan amigui de mi ex lo mismo hubiera seguido… pero aún así… en realidad, para qué? Si somos amiguis pues nos separamos de buen rollo también. No le veo sentido. Y soy más feliz ahora que nunca, y nunca había conocido el amor hasta mi actual pareja. Y me hace tan tan feliz que mis hijos vean a una pareja sana en casa, un amor bonito.

        En cuanto a divorcios donde los padres están en guerra, al menos están en guerra cada uno en su casa. En la misma casa, qué no verían los hijos? Cuál sería la ventaja para ellos de vivir con eso?

        Madre mía, Marina, es que no sé, no lo veo por ninguna parte. Para mí lo que planteas es parte del mito del amor romántico. Pero quiero creer y es lo que veo que la gente no confunde amor con estar enamorado. No tengo por qué convencerte tampoco. Creo que cambiarás de idea con el tiempo. Lo espero de hecho

        Abrazo

        Responder
        • Marina mayo 12, 2020

          Insisto, Cris, en que yo no digo que sea mejor para los padres. Digo que estoy casi segura de que es mejor para los hijos. Hay un montón de literatura al respecto. Por ejemplo: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4240051/

          The best scientific literature to date suggests that, with the exception of parents faced with unresolvable marital violence, children fare better when parents work at maintaining the marriage.

          Por supuesto, la estadística no lo es todo y habrá casos, como el tuyo, en que realmente los hijos están mejor después y son más felices. Eso es estupendo y me alegro un montón.

          En cualquier caso, yo tampoco creo que tenga que convencerte y, como le decía a alguien por ahí, creo que la variedad de opiniones es enriquecedora.

          Un abrazo!

          Responder
          • Cris mayo 12, 2020

            Sí es enriquecedora, lo que pasa que esta cuestión me espeluzna un poco.
            No sé cómo podría ser mejor para los hijos un matrimonio infeliz que un divorcio, la verdad. De ninguna manera.

            Sí creo que quizá en esos casos en los que los padres trabajan en mantener el matrimonio. Pero es que si trabajas en mantener el matrimonio y funciona, entonces ya no quieres separarte. Mejoras como persona, mejoras como pareja, todos felices, hay amor.
            Son casos y conceptos distintos.

            Quizá lo que dices es que la gente antes de divorciarse, debería pensar en sus hijos y trabajar en su matrimonio? Totalmente de acuerdo. Yo lo hice.
            Y como decía, no conozco a nadie que un día se levantara y dijera: «uy, ya no siento mariposas. voy a divorciarme».

            Está totalmente alejado de la realidad. Quizá las celebrities y las rrss den esa imagen, pero es que ese mundo no es real.

          • Violeta mayo 12, 2020

            Entonces, qué sugieres? Que cada uno tenga sus cosillas fuera?

    • Marina mayo 11, 2020

      Más cosas sobre este tema, que me parece interesante a la par que importante:

      Incluso en «buenos divorcios», hay situaciones con las que el hijo va a tener que lidiar: el cambio constante de casa y llevar tus cosas de acá para allá; habituarte a tener en tu espacio a las nuevas parejas de tus padres; reducción de los recursos económicos que tus padres pueden dedicarte (porque hay que pagar más casas/coches y quizá compartirlos con las nuevas familias); se duplican las visitas si vives fuera; si uno de tus padres no encuentra otra pareja, tienes que hacer como hijo funciones que normalmente haría el cónyuge…

      Pero vamos, que mi argumento principal es que la mayoría de los divorcios no son buenos divorcios.

      Para mí un buen divorcio no es «no nos hemos peleado a gritos en el proceso». Yo consideraría un divorcio como bueno si el padre, la madre y sus nuevas parejas pueden, por ejemplo, sentarse en la misma fila de asientos en la graduación del hijo y luego ir todos a cenar a un restaurante juntos, o si el padre, la madre y las parejas que convivan con ellos se reúnen con cierta frecuencia a hablar y tomar decisiones sobre la educación de los hijos (cara a cara y en vivo, en tiempo no pandémicos, claro).

      Yo, honestamente, no conozco a ninguna familia así. Si es tu experiencia y la mayoría de las ex-parejas divorciadas que conoces se organizan de esta forma, insisto, estaré encantada de darte la razón.

      Cuando lo de arriba no se da, inevitablemente el hijo sufre tensión en momentos de su vida que deberían ser felices (graduaciones, premios, bodas, nacimiento de sus propios hijos) e inevitablemente se ve expuesto a situaciones educativas poco óptimas porque no hay buena comunicación entre las partes.

      Eso te puede afectar más o menos, pero afectar, en mi opinión y experiencia, afecta, y durante muchos, muuuchos años.

      Ojo: que afecte no quiere decir que sea una razón para no divorciarte pase lo que pase. Es algo que cada uno tiene que poner en una balanza porque tampoco es nuestra misión como padres sacrificarnos al 100% para que nuestros hijos no tengan que enfrentarse a nada negativo. Pero creo que está bien tratar de ser honesto con uno mismo respecto a lo que tu decisión va a suponer para tu familia.

      Responder
      • Marina mayo 11, 2020

        «Para mí un buen divorcio no es «no nos hemos peleado a gritos en el proceso». Yo consideraría un divorcio como bueno si el padre, la madre y sus nuevas parejas pueden, por ejemplo, sentarse en la misma fila de asientos en la graduación del hijo y luego ir todos a cenar a un restaurante juntos,»
        Por desgracia no son la mayoría de parejas de esa generación (las de mis padres) que conozco y es una lástima que sean excepción, pero la familia de mi pareja es así. También la familia de mis amigas-hermanas. Al mix de sus padres divorciados con sus nuevas parejas nos sumamos mis padres y yo, la familia postiza, más los suegros de cada una. Yo fui invitada a la boda del padre con su nueva mujer, que es abuela de pleno derecho de mis sobris (que no son sobris de sangre pero son mis sobris)
        El divorcio no fue nada agradable para la pareja en sí, pero lograron que sus hijas no tuvieran que arrastrar tensiones debido al divorcio en su vida. Hemos vividos todos revueltos, las bodas y los nacimientos.
        Formamos un grupo curioso, pero vamos, que mi suegra está tan a gusto con la ex de su marido sobretodo cuando se ríen de él un poco. Y su marido ni siquiera es el padre biológico de mi pareja.
        Mis padres llevan toda la vida juntos. Es un tapiz variado en el que me muevo. Siempre nos han considerado raros, pero me lo tomo como algo positivo. Me gustaría pensar que esa rareza se va transformando en norma con las nuevas generaciones pero ahí, sí que no tengo ni idea.

        Responder
      • Marina mayo 11, 2020

        La verdad es que reflexionando sobre el tema la solución de una convivencia para cuidar de los hijos me parece muy guay.
        Pero me parece un super reto, primero tienes que disponer de espacios para preservar la convivencia familiar y la privacidad de cada uno cuando la necesite. Después tienes que tener en cuenta el futuro en el que quizás sí surga la necesidad de formar otra convivencia con otra pareja y dependiendo de la edad tener más hijos. La solvencia económica para afrontar cambios de vivienda en un futiro también es importante para tener en cuenta. La solvencia económica siempre marca demasiado, por desgracia.
        Me lo estoy pasando pipa reflexionando sobre el tema.
        Me encantaría saber si conoces familias que están probando este modelo y están a gusto.
        Y ya paro de acaparar el muro. Es que estas cosas me fascinan.
        Muchas felicidades de nuevo y gracias por las reflexiones.

        Responder
        • Marina mayo 11, 2020

          Muchas gracias por aportar, tocaya.

          Qué bien que los casos que describes hayan funcionado. Ojalá haya más así.

          Yo me referiría a convivir sin romper la familia nuclear. A lo que comúnmente se conoce como «aguantar por los hijos». Es lo que le digo a María en el otro comentario: que pienso que muchas parejas que se separan (no todas, pero sí muchas) podrían disfrutar de una buena calidad de vida si le ponen más trabajo a la relación.

          Por supuesto, tiene que ser un trabajo de los dos e, insisto: no digo que sea la opción a seguir en TODOS los casos. Tampoco digo que sea lo mejor para los padres; es, lógicamente, más incómodo que irte para empezar de cero con otro. Digo que es muy probable que sea mejor para los hijos (pero estoy dispuesta a creer lo contrario si veo pruebas suficientes).

          ¡Un abrazo!

          Responder
          • Marina mayo 12, 2020

            Por otra parte, y ya que hablas de modelos alternativos de convivencia, yo creo que incluso una relación abierta donde los padres biológicos conviven, quizá incluso de forma no sexual, y hay otras parejas aparte sería más beneficiosa para los hijos que un divorcio. Pero esto es una hipótesis mía; no conozco a nadie que lo haga. Sí que he leído sobre modelos alternativos de relaciones en libros sobre poliamor y relaciones abiertas, y parece que hay gente que establece este tipo de arreglos con hijos de por medio.

            ¡Temas interesantes, sin duda!

            Abrazo.

      • Violeta mayo 12, 2020

        Es evidente que un divorcio no va a hacer feliz 100 x 100 a los hijos, pero la alternativa es sostener algo que no existe? Espero que si una persona te cuenta que está en una situación así con su pareja no le des ese consejo. Cuando esos niños sean adultos se darán cuenta que han vivido una mentira, creo que las repercusiones son bastante peores. Me parece un argumento basado en el miedo a perder a la pareja. Además no podemos proteger a los hijos de todo lo negativo, el mundo es así. Los momentos que mencionas son momentos muy, muy puntuales, es más importante el día a día, esos ratos son los que los niños van a recordar de los padres, no si se sentaban o no en la misma fila en la graduación.

        Responder
  14. Shirly mayo 11, 2020

    Me ha encantado Marina 🙂 ¡Feliz cumpleaños!

    Responder
  15. Julia mayo 11, 2020

    Hola Marina,
    Aparte de otras muchas cosas que destila el e-mail, he aprendido un nuevo verbo, ‘iterar’.
    Grande como siempre.
    ¡Gracias!

    Responder
  16. Carolina mayo 11, 2020

    ¡Felicidades, Marina! Y felicidades por este post recopilatorio. Hay auténticas perlas. Gracias por compartirlo con nosotros.
    Un abrazo enorme

    Responder
  17. Ester mayo 11, 2020

    Es tu cumpleaños pero el regalo lo recibimos nosotr@s. Gracias. Y muchas felicidades.
    Interesante el debate iniciado con Cris

    Responder
  18. Marina mayo 11, 2020

    Vaya mix jajaja me encanta. Muchas felicidades.
    La treintena es una maravilla, el cuerpo aún responde y la cabeza está muuucho mejor.
    Con 37, me acerco a la barrera de la «muerte ovárica» por eso vamos a intentar procrear a pesar de la Pandemia, ya veremos qué tal.

    Veo que el punto 24 desata debate.
    Me hace gracia que una de las cosas que valoré al emparejarme era tener la máxima certeza posible en que si nos divorciamos, y tenemos hijos, la prioridad siempre será su bienestar. Es una apuesta, como emparejarse en sí, que esperas que dure. Pero me parece importante tener claro lo que espera cada uno si sucede.

    Tengo casos muy cercanos de nietos a los que el divorcio de sus abuelos lo que les ha traído es más abus postizos y están encantados (es la familia de mis amigas-hermanas, nos criamos juntas y sus hijos son mis sobrinos de verdad, ellas no vivieron como traumático el divorcio aunque supuso pasar la adolescencia en Tenerife) Se puede hacer bien, aunque preferiría no tener que probarlo.

    Mantener una convivencia civilizada cuando el amor se ha roto es complicado, conozco un caso que lo hacen así por dependencia económica y el sacrificio personal de la mujer es una carga para ella. Es complejo, entran en juego diversas opresiones y privilegios. También conozco familias que comparten custodia y se llevan bien, viven muy cerca pero mantienen esa privacidad para tener una vida sentimental a parte.

    Es fascinante, porque además puede ser que las generaciones ahora no lleguen al conflicto que vivieron las de nuestros padres (muchos matrimonios en los que los hijos tienen claro que muuucho mejor separados, aunque haya sido traumático también, porque eran una tortura) Ahora te casas más tarde, procreas más tarde y tienes las cosas más claras, en teoría. Las desigualdades en el hogar y las cargas están más repartidas también, hay otra comunicación, o eso quiero creer. Es momento de explorar variables que sirvan a tu familia y adaptarte sin seguir los patrones que espera la sociedad sin más.
    Como veis, me fascina el tema del comportamiento social.
    Un saludo.

    Responder
  19. Angela mayo 11, 2020

    Feliz Cumple Marina!! gracias por todos los regalos que compartes con nosotros, tus lectores.

    El aprendizaje número 28 es el que mas me ha gustado, especialmente porque lo viví personalmente y vaya que me ha cambiado la vida.

    Saludos desde Chile.

    Responder
  20. Violeta mayo 11, 2020

    1. Me parece un poco Mr.wonderfull.
    2. No tiene por qué.
    3. Hay gente a la que se le fríe el cerebro, y parece que solo le sobrevive una neurona para criar de manera obsesiva, y hablar y mandar fotos y vídeos todo el rato de su creación.
    4. Tampoco tiene por qué, quizá muera antes y necesites un trabajo con un buen seguro médico con el que te atiendan de maravilla.
    9. Cierto , desconozco los de Granada, pero si como veo atienden a gimnastas de rítmica seguro que son buenos. (Todas las gimnastas tenemos la espalda hecha mierda)
    13. Habrá quien prefiera una buena vida a una buena historia.
    15. El cardio también te pone cañón, porque te pone más fina-fibrosa.
    18. Me gusta!
    20. También.
    24. Más afecta un no divorcio de padres con problemas, que un divorcio amistoso. Convivencia civilizada sin amor es una farsa, es infelicidad, es miedo a perder al otro, es de todo menos bueno.
    26. Estoy de acuerdo, añadiría y si el otro te lo ha pedido.
    28. Por qué? Cómo influye en como ves a los demás? Más feos?
    29. Me parece un poquito altivo… Los clientes pueden contratar a otras personas, pero el profesional necesita de sus clientes si son su única fuente de ingresos.
    35. Este año me hice una vitrificación de ovocitos, y consulté en un par de clínicas muy conocidas de Madrid. En todas te dicen que a partir de los 25 comienza la disminución de folículos antrales, y que a partir de los 35 mucho más. Te muestran gráficas con resultados estadísticos muy alarmantes, aunque yo creo que lo pintan peor de lo que es.

    Feliz cumpleaños y un día |iii| (eso pretendía ser una tarta)

    Responder
  21. Paula mayo 12, 2020

    Creo que opinar sobre lo que es mejor para los hijos y nietos en un divorcio es hacerlo sobre algo que varía completamente de unos casos a otros. Es verdad que en general todo el mundo implicado sufre muchísimo, sobre todo los hijos y el miembro de la pareja que se queda solo cuando el motivo, muy frecuente, es que el otro ha encontrado a alguien que le hace mas feliz. En ese caso la otra persona poco puede hacer. Tambien en situaciones de maltrato psicológico, humillaciones, diferentes enfoques a la hora de educar a los hijos…y un sinfín de casos en los que la convivencia con la pareja se hace imposible aunque sea cierto que para los hijos sea terrible. Tambien sería ideal que las dos familias formadas de nuevo se llevaran bien, fu
    eran a comer juntas, se reunieran…pero lo mas frecuente es que alguno de los implicados no esté dispuesto. Durante el proceso del divorcio se dan situaciones muy desagradables que son difíciles de superar. Es muy duro. Muchisimas felicidades preciosa y un monton de besos

    Responder
  22. angel alegre mayo 12, 2020

    Feliz Cumpleaños

    Responder
  23. Marina mayo 13, 2020

    Chicos, aprecio todas vuestras contribuciones al espinoso tema divorcio-hijos. Creo que mi posición ya ha quedado bastante clara a lo largo de los comentarios y no me parece que seguir dándole vueltas aporte mucho más a nadie, y por eso voy a dejar de participar. Pero leo y aprecio los comentarios sensatos y amables, como siempre. Un abrazo.

    Responder
  24. Mariú mayo 14, 2020

    Marina, ¡muchas felicidades con retraso y muchas gracias por descubrirme la página de «Wait but why», que no la conocía! Yo en este año 29 que voy a cumplir pronto, y de la lectura de tu blog y tus newsletters, he extraído la lección de que, junto con la política y la religión, los modelos de familia y de crianza es claramente otro tema que no hay que sacar en las comidas de Navidad jajajaja ¡Un abrazo!

    PD: El punto 12, muy clave jaja

    Responder
  25. Luis Daniel junio 9, 2020

    ¡Felices 35!, Marina.

    Un poco tarde (casi un mes), pero, como dicen, mejor tarde que nunca.

    PD: Wow! Me voló la cabeza el #11.

    Responder
  26. Sandra julio 6, 2020

    Felicidades atrasadas Marina!
    Acabo de terminar tu novela, me vana dar mucha pena no saber más de Sol y de Joan. Ojalá escribas otra novela pronto, ojalá entre en tus planes ?
    Un abrazo!

    Responder

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicado. Los campos obligatorios están marcados como *



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.